Soy Celeste
El sitio de los Hinchas de Belgrano

Belgrano de Cordoba - Soy Celeste

Diego Osella debe afrontar los dos partidos que le quedan con un plantel reducido, en cuyo armado no participó. Con pocas variantes, el DT celeste le busca la vuelta para sumar.

Colón y Tigre son los rivales que le quedan a Belgrano antes del receso. No se define nada en estas dos fechas, pero el valor de esos puntos es enorme para la “B”: los necesita para no empezar el 2019 con el agua al cuello, con apenas 10 fechas por delante. ¿Tiene el técnico Diego Osella alternativas en todos los puestos para intentar enderezar el rumbo, antes de que el plantel pueda enriquecerse con la llegada de refuerzos?

No hay muchas discusiones en el arco, donde César Rigamonti es el titular y Lucas Acosta su primer recambio. En el fondo, Sebastián Luna es alternativa por derecha o por izquierda. Estando disponible Tomás Guidara y suspendido Juan Quiroga (le quedan dos partidos por cumplir), jugará como lateral por ese sector, en el que Federico Álvarez aparece como segunda opción. En cuanto a los centrales, la preferencia de Osella parece consolidarse en Hernán Menosse sobre Sebastián Olivarez, y en Matías Nani sobre el experimentado Miguel Martínez, descartando (salvo motivos de fuerza mayor, como sucedió ante Independiente) la posibilidad de alistar a dos zurdos en la zaga.

En el medio aparecen algunas opciones con la recuperación de Martín Rivero, un refuerzo con el que Belgrano no cuenta desde su lesión en la segunda fecha. El exCentral y Patronato está llamado a ser el “socio” de “Maxi” Lugo, por delante de Federico Lértora (su reemplazo natural sería Gastón Gil Romero), en el 4-1-4-1 que propone el DT. Hoy en esa función está Gabriel Alanís, a quien Osella hace jugar por el centro, para que Juan Brunetta lo haga pegado a la raya izquierda; aunque el ex-Arsenal también puede jugar por derecha, donde lo viene haciendo Leonardo Sequeira, dejándole el sector izquierdo a algún “velocista” como Jonás Aguirre.

Pero el lugar con menos variantes en el plantel es, sin dudas, la ofensiva. Es que, aún jugando con un solo delantero neto, Belgrano no tiene un solo futbolista con los atributos de un “9 de área”. Lucas Bernardi así lo prefirió, ya que, cuando se armó el plantel, argumentó que no creía en puestos fijos y que prefería los jugadores con dinámica a los oportunistas. Lo cierto es que ni Matías Suárez, ni Adrián Balboa, ni Sequeira son de los que pueden retener la pelota de espaldas al arco para descargar en un compañero, o hacerse del espacio en potencia. Quizá el juvenil Tomás Attis, todavía sin el rodaje suficiente, esté mas acostumbrado a “fajarse” por su formación en inferiores. Ese es un lugar que Belgrano deberá reforzar sí o sí.

“Fuertes de la cabeza”

Más allá de las opciones con las que cuenta en el plantel, que no son muchas (otra preferencia de Bernardi fue “el plantel corto”), Osella sabe que su equipo necesita mejorar en la concentración y que todos entiendan lo que se está jugando. Quizá por eso las próximas prácticas sean “a puertas cerradas”.

Al termino del entrenamiento de ayer, Brunetta admitió: “En esta situación, pagamos hasta los mínimos detalles. Convivimos permanentemente con el error. Hay que estar fuertes del cabeza”. Y también analizó lo sucedido el viernes, en la derrota frente a Atlético Tucumán del viernes pasado: “Arrancamos bien, pero después del gol nos metemos muy atrás y queremos defender el resultado cuando queda mucho partido por delante. Era para seguir jugando de la misma manera. Eso nos pasó. Hay que corregirlo, saber cómo llevar adelante el partido, dar vuelta la página y pensar en Colón”.

La “B” visitará al Sabalero el viernes a las 19. Pese a la floja campaña, la mayoría de los resultados del resto lo siguen acompañando (en la 13ª fecha las excepciones fueron los triunfos de San Martín de San Juan y Aldosivi). Pero está claro: nadie puede ayudar más a Belgrano que el propio Belgrano.

La #AppDeBelgrano

Disponible en Google Play

Descarga ahora mismo la aplicacion de Belgrano.
¡Te informamos las noticias al instante!

#Fixture